Se acerca la hora

0
336
Columna En la boca del tunel
Columna En la boca del tunel

Por Fernando Jiménez

El último partido amistoso tenemos que jugarlo con mucha inteligencia. Suecia no tiene un juego hilvanado ni de pases cortos, ellos son toros que atropellan. Me cuentan que arranca la “Foquita” Farfán. La contusión al tobillo ya pasó al olvido. Pienso que Gareca quiere probar como le va con Farfán enganchando y Paolo de punta. Por esos sacrifica a Edison Flores. Y está bien. Nadie es dueño del puesto y si hay que ir al banco se va sin chistar. El Cholo Sotil, con lo tremendo crack que fue iba al banco sin problemas. Lo que interesa es cómo funciona el equipo. Hay que tomar precauciones, a cuidar las piernas que lo más importante es el debut ante los daneses.

Siguen los efluvios por el Mundial. Muchos ya preparan una reunión con los amigos más íntimos para saborear un ceviche y sus respectivas chelitas para ver el partido con Dinamarca el próximo sábado 16 en Saransk. Hasta las mujeres hablan de fútbol y están entusiasmadas y no le van a hacer problemas a sus parejas porque ellas también compartirán el espectáculo por la televisión. Los niños, ni hablar. Su ídolo máximo Paolo Guerrero va a jugar el Mundial y eso ya es bastante para ellos. Esta selección tiene un consenso único y se hace querer porque cada partido que juega nos da alegrías.

Un informe de FIFA señala que más de 43 mil peruanos han comprado sus localidades para ver los partidos de Perú. Somos el sexto país con más demandas de entradas. El primero como es obvio es Rusia. Lo sigue Alemania, tercero Argentina, cuarto México, quinto Brasil y sexto Perú. Después siguen Polonia, España, Colombia y Estados Unidos. Esto quiere decir que vamos a observar un mar humano de peruanos unidos en un solo lazo y gritando a una sola voz: Perú, Perú, Perú. Nuestros compatriotas viajan desde distintos puntos del mundo. Una gran cantidad salen de Estados Unidos y otra similar de los países aledaños a Rusia.

Los colegas de diversos medios ya están tomando los aviones con destino a Rusia. La cobertura es espectacular. Frecuencia Latina tiene los derechos de televisión y a su vez le ha vendido a Radio Programas que será la emisora que transmitirá los partidos. Habrá programas de TV que no son deportivos, que lo harán desde el mismo lugar de los acontecimientos. Los cuatro diarios deportivos van con sus enviados especiales. Todos invierten para llevar la mejor información a sus lectores también. Todos jugarán su partido aparte. Cada uno defiende su camiseta y es una responsabilidad enorme. Nadie querrá perder, todos querrán ganar. Es como una competencia sana, como la hay cuando estamos en Lima. Nos conocemos con algunos de hace varios años. La amistad y el respeto está por encima de todo. Suerte a cada uno de ellos. Ya están mis valijas listas, hoy al mediodía estoy saliendo a San Paulo para hacer la conexión a Milano, de donde tomaremos otro vuelo para ir a Moscú. Siempre con la bendición de Dios y con la tarea de no defraudar a los empresarios que confían en nosotros. Allá vamos Moscú.