El Paciente Inglés

0
351
Columna En la boca del tunel
Columna En la boca del tunel

Escribe: Fernando Jiménez
Desde Moscú – Rusia

Lo tenía. Solo faltaba un minuto y Yerry Mina, un predestinado por Dios, metió la testa y salvó provisoriamente a Colombia que agonizaba. Obligó a ir al alargue. Los ingleses flemáticos tuvieron paciencia y no se desesperaron. Tenían la ventaja que el árbitro norteamericano Mark Geiger se equivocara siempre en contra de los colombianos. En el penal debió recurrir al VAR porque el que empieza agarrando es Kane y claro después forcejea ya con Carlos Sánchez, nuevamente con el santo de espaldas. Primero lo expulsan en el debut y ahora comete un penal. Fue falta y lo cobró. Punto.

 

Colombia no jugó bien. Le faltó elaboración, lo que mejor sabe hacer. Cuadrado se metía muy al centro y no recorría su franja. Le faltó James para conducir. Falcao muy solo arriba, aunque después del gol de penal de Harry Kane, Pekerman mandó a Carlos Bacca para que lo ayude, pero los ingleses se plantaron bien y no daban tregua ni espacios. Fue un rival muy difícil, no lucen, pero producen. Van bien en las divididas, controlan bien cuando los encaran. Eso lo sufrió Colombia que solo tuvo dos llegadas claras en el segundo tiempo. La de Cuadrado que la elevó y el disparo de Uribe que desvió Pickford y provocó el gol de Mina tras el córner.

 

Se terminó un ciclo. A mí me parece que se va Pekerman. Su continuidad sería insostenible. Ya estuvo ocho años y es bastante. Un técnico no puede durar mucho en un equipo. Se encariña demasiado con los jugadores y hasta puede ser injusto. Usted dirá qué está hablando ¿Y Washington Tabárez en Uruguay? Sí, es verdad, pero el maestro quien ya tiene 10 años dirigiendo Uruguay es de ellos. Pekerman es argentino y tendrá resistencia en los severos colombianos recalcitrantes. Quizás me equivoque, pero puedo asegurar que Pekerman no va más en Colombia.

 

Inglaterra tiene ahora que lidiar contra Suecia. Los ingleses tienen al goleador del mundial, Harry Kane quien ya tiene seis goles en tres partidos. Su estructura defensiva es muy sólida. Juega con tres en el fondo (Walker, Stones y Maguire) y una volante de cinco con dos abiertos que transitan por las bandas. Henderson es el volante ancla que regula los tiempos, Allí fogonea y los dos puntas Kane y Sterling son los que provocan las acciones ofensivas. Creo que debe dar cuenta de los suecos quienes están en cuartos, pero ya llegó a su techo.

 

Preparamos las valijas para viajar a Veliki que está a 500 kilómetros de Moscú. Los uruguayos y franceses han invadido la ciudad y están agotados los trenes y buses. No es mucha la distancia por eso nos vamos en auto que hemos rentado. Unas 8 horas de ida y otras ocho de vuelta y veremos ese gran partido que deben protagonizar franceses y uruguayos. Será la noche de los Suárez y Cavani frente a los Mbappé y Griezmann con el acoplamiento de Pogbá y Kanté en el medio. Francia tiene individualidades. Uruguay, además de esos fenómenos de delanteros a una volante que muerde ante cualquier intento.

 

Se puso bonito del Mundial Intenso, dramático, agresivo. Se mete la pierna fuerte. Se nota en los gestos de dolor de los futbolistas. En cuartos de final puede pasar cualquier cosa. Los ocho equipos tienen ya las valijas preparadas o la ilusión de seguir avanzando. Serán cuatro partidos intensos. Ya no habrá final sudamericana. Desde el Maracanazo del 50 entre Brasil y Uruguay no se repitió. Ahora tendrá que ser entre dos continentes, si es que Francia no nos elimina antes.