Que Ruidíaz no vaya de mantequilla

0
249
Columna Neto comenta
Columna Neto comenta

Por Ernesto Cavagneri

La selección peruana es tarea de todos. Debería de serlo. La clasificación a Rusia 2018 le otorga licencia a Gareca para que siga equivocándose, después de todo es el héroe de guerra que nos regresó a un mundial tras 36 largos años.

Cuando un técnico lanza una convocatoria no todos terminarán contentos. Muchos dirán que es potestad del entrenador y que nadie puede cuestionar la lista. Mentira. La selección nacional es la única que tiene millones de técnicos. Todos pueden opinar.

En otras palabras, Gareca puede hacer lo que le da la gana y nadie se lo va a cuestionar, pero como dice Kenji, el que se pelea con la hermana: tampoco, tampoco.

Particularmente estoy convencido que un entrenador y sobre todo un seleccionador deben tener libertad para que sientan que pueden hacer bien su chamba, pero el problema pasa cuando esas decisiones se convierten en actos de injusticia, entonces, hay que hablar y decir ciertas cosas.

Por ejemplo, me parece injusto que Raúl Ruidíaz hasta ahora no haya tenido la posibilidad de ser titular, cuando Paolo Guerrero no estuvo en la bicolor por diversas circunstancias. Me parece que el mensaje no es saludable, porque todos estamos más que convencidos que pese a tener diferentes características, el pequeño atacante del Seattle Sounders, es el reemplazante natural, porque además se lo ganó por derecho con sus buenas actuaciones primero en la Liga mexicana y ahora hace lo mismo en la MLS.

Si revisamos la presencia de la ‘Pulga’ en la selección desde que Gareca es el técnico, podríamos llegar a la conclusión que siempre lo llamaron de mantequilla, de relleno, pero creo que hasta ahora el argentino no lo toma en serio, porque lo utiliza muy poco y en varias ocasiones lo dejó en la banca, esperando su buena voluntad.

La nueva ausencia obligada del ‘Depredador’ debería ser una oportunidad para que Gareca por fin se decida por Raúl Ruidíaz, quien hasta ahora no goza de su preferencia. Enfrentar a Holanda y Alemania es la prueba de fuego para un delantero que se ganó la convocatoria a punta de goles. Quiero verlo de titular a Ruidíaz, este es el momento. ¿O no?