Alianza tiene futuro

0
567

Kenji Aparicio consiguió el bicampeonato  con la categoría 2004 y 10 de sus futbolistas han sido llamados a la selección peruana sub 15

Era el 2007 y una grave lesión en la rodilla derecha hacía a Kenji Aparicio renunciar a sus sueños en el fútbol ya que el reconoce nunca más volvió a ser el mismo pegándole al balón en su vuelta. Intento reintegrarse a la sociedad, estudiando administración pero la felicidad le era esquiva. Así que decidió probar como entrenador, hizo los estudios correspondientes quemándose las pestañas y después de pasar todas las pruebas logró ingresar a Alianza Lima.

“En su segundo hogar”, comenzó en fútbol base y siempre destacó por su trabajo, hoy en día es bicampeón en la Copa Federación con la categoría 2004 y diez de sus pupilos han sido llamados a la selección sub 15. Además, cuenta el trabajo que se realiza en menores para recuperar el estilo histórico de los blanquiazules.

¿Cuál es el secreto del bicampeonato con la categoría 2004?

-Bastante trabajo creo, eso es bueno porque conseguimos uno de los objetivos que era el campeonato y porque los chicos vienen creciendo futbolísticamente como nos trazamos a inicio de año.

¿Este ha sido más difícil que el anterior?

-Creo que este pudimos cerrar el torneo más rápido, a falta de cuatro fechas. El año pasado fue más difícil para los chicos creo que por el tema emocional. Recién en la última fecha se logró el campeonato, eso es lo que me da más satisfacción que demuestra estamos creciendo cada año.

¿Qué es lo que más rescatas de tu equipo?

-Que hemos respetado el estilo de Alianza, ese juego pícaro de inteligencia volvimos aplicarlos desde el año pasado pero apelando a los términos del fútbol moderno. Esto es un proceso que viene desde hace algunos años y sus frutos se están notando.

¿Han competido incluso afuera y no se notó la distancia con equipos de otros países?

-Nos ha ido bastante bien, sobre todo en nuestro estilo de juego hemos jugado con equipos como Velez Sarsfield, Nacional  y Gremio,  la diferencia no se notó. Creo que el equipo se ha consolidado y por eso se ve la madurez de los chicos. Incluso hay 10 convocados de la selección peruana sub 15. Les ha dado un nivel distinto.

Cómo pasaba hace bastantes años atrás

-Ha sido un trabajo de la institución, que viene dando sus frutos ahora. Es difícil porque así son los procesos, no se van a dar las cosas de la noche a la mañana. Toma un tiempo y ahora vemos lo bien que caminan las divisiones menores del club. Creo que este año se ha cumplido lo que nos hemos trazado.

¿Cómo comienza el camino como técnico?

-Yo fui jugador del club unos nueve años en menores hasta llegar al equipo en 2005. De ahí  en 2006 me fui a Melgar y uno después sufrí una rotura de ligamentos pero uno siempre quiere seguir ligado al futbol por un tema de la dirección técnica. Algo que siempre vi como una opción después de ser jugador y me sirvió para seguir cerca del fútbol

 

¿Quemaste todas las etapas?

-Estudie me preparé primero trabaje en la escuela del club, después lo hice en escuela base y ahora estamos trabajando con los chicos de menores tratando de aportar en el tema de su formación.

Viene una familia ligada a Alianza

-Mi padre es técnico del equipo de vóley(Carlos Aparicio), mis hermanos (Kohji y Koichi) han jugado aquí en Alianza, somos hinchas y socios estamos muy identificados con el club y es un privilegio poder estar acá en el club que amas.

Nunca has escuchado los comentarios que llegó al puesto por el apellido

-Yo quemé todas las etapas correspondientes. Pasé los exámenes e hice el proceso como cualquier otro entrenador. Nunca me avaló mi apellido, al contrario siempre fue por mis resultados. En caso existan no los escuchó.