Alcohol, sexo y fútbol

Alcohol, sexo y fútbol

Por el Dr. Julio Grados

Cuando hemos hablado en muchas oportunidades de la famosa puesta a punto de los jugadores de fútbol, cuando nos hemos referido a tratar de que todo un Comando Técnico se dedique a conseguir un rendimiento óptimo en un equipo de fútbol, nos estamos refiriendo en evitar todo lo que sea necesario para que no perjudique en el desarrollo físico y anímico de los futbolistas.
Dentro de estos aspectos tenemos necesariamente que hablar de algunas costumbres muy arraigadas en nuestras culturas sudamericanas, sobretodo en nuestro Perú.

No se puede concebir por ejemplo que futbolistas profesionales tengan la costumbre o el vicio del cigarro por ejemplo. Sabemos cómo este hábito disminuye la capacidad ventilatoria pulmonar y va a reflejarse en una merma en la capacidad aeróbica del deportista.
Mucho más cierto es si esta costumbre viene asociada con el licor en exceso. No estoy hablando de tomarse una o dos copas de buen vino tinto acompañando las comidas,esto indudablemente va a llevar a la pérdida de la capacidad aeróbica y la disminución del tono muscular que en un futbolista debería ser cercano al perfecto.

Va a llevar a que las fibras musculares pierdan los elementos vitales para el esfuerzo físico y a llenarse de vacuolas grasas que condicionan con mucha mayor facilidad a las lesiones musculares tan temidas.
En lo que se refiere al sexo, en muchas oportunidades hemos mencionado que no estamos en contra del acto sexual como pérdida de energía, lógicamente no lo recomendamos uno o dos días antes de un partido de competición en un deportista de alto nivel, pero no creemos que el hacer el acto sexual con la pareja estable sea algo dañino para su desenvolvimiento en el campo de juego.

Diferente sería el caso si asociamos a lo mencionado en primer lugar, con el alcohol, el tabaco y el sexo indiscriminado, esa combinación atenta contra la salud física y de alta competencia del futbolista de élite y mucho más si está uno cercano a un partido de competición.
Muchas veces tratamos de entender al futbolista como un ente “especial”, que requiere de muchos aspectos aledaños que nosotros, las personas que trabajamos alrededor de ellos, queremos proporcionarles para mejorar su rendimiento físico; pero no creemos que estos conceptos sean tan amplios como para tratar de justificar cualquier exceso que se pueda cometer. Al contrario, estamos siempre tratando de leer, indagar, encontrar algún secreto, alguna receta mágica, alguna vitamina, alguna combinación que les mejore el rendimiento en la cancha. Estamos siempre queriendo que las lesiones deportivas duren lo menos posible.

Estamos vigilando las comidas para que los nutrientes sean los mejores y esto se refleje en la cancha.
Creemos, para terminar, que los futbolistas están enterados de todos estos conceptos que hemos vertido, y lo digo con conocimiento de causa. El organismo de un futbolista de élite es tan especial, tan mágico si se quiere emplear esa palabra, que todos ellos lo deberían de conocer al milímetro, y así como se preocupan por no lesionarse o recuperarse lo más rápido posible, así deberían de cuidarse de la mejor manera, evitando cualquier aspecto de los mencionados, para que esto repercuta en el bien de ellos mismos y de su familia. Hasta la próxima. DR.JULIO GRADOS 999266677/2611737

Noticias Relacionadas

DÍA DEL PERIODISTA DEPORTIVO

NECESITAMOS DE MESURA y CALMA