Por: Fernando Jiménez // “No volveremos el domingo”

La conferencia es en el bonito escenario del Hard Rock Stadium. Son las 4 de la tarde. Nos topamos con Sergio Levinsky y sonríe. Hola le digo. Seguro nos hemos visto en comisiones cuando vivía en Argentina. ¿Tú eres Levinsky, ¿no?, sí, me dice. Allá por los 80 nos debemos haber visto, le digo. Claro, yo empecé en el 83, señala. Conversamos sobre amigos en común. Vivo en Barcelona y hace unos años resido allá, pero hago periodismo por Argentina. Leí tu libro, le digo. ¿Cuál?, pregunta. “AFA, el fútbol pasa, los negocios quedan”, respondo. Ah, sonríe. Me pareció interesante. ¿Estuviste en Clarín, ¿no?, Clarín, no existe. Muchas mentiras. Eres bravo, le digo y se ríe.

Entramos al auditorio y está dando la conferencia Walter Samuel, asistente técnico de Scaloni, quien no fue por estar suspendido. Lo acompaña el back central Germán Pezella. Se sorprenden ante la pregunta de una bonita chica, periodista hondureña. “¿Si no campeonan, sería un fracaso?”. Se miran ambos sorprendidos. Qué pesada, le susurra Pezzela a Samuel. Y responde: Primero debemos resolver el partido ante Perú que será picante. Termina la conferencia y le toca el turno a Fossati.

Mira a cada uno la cara. Busca con su mirada a los periodistas peruanos. Algunos argentinos ya se han retirado, solo quedan algunos. Todos jóvenes. Le digo a Walter Arraya y a Carlitos Cuba: “Todos chibolos, solo ubico a Levinsky, que tal recambio en el periodismo argentino. Me siento viejo. Fossati declara. “Advincula ya superó su lesión, pero le sigue doliendo un poco. No lo descarto, pero tampoco lo confirmo. Hay que ver como evoluciona en las próximas horas. Tiene que estar cien por ciento.”, señala.

Le preguntan por Messi. Y aclara: “Da lo mismo decir que jugará Pedrito o Juanito. A Messi lo respetamos, pero saldremos a jugar nuestro partido”. La otra pregunta es si Perú ha evolucionado en esta Copa América. “Mire a Canadá, lo dominamos, pero quedamos con 10 e influyó. Creo que nos dejamos llevar por intentar ganar. Y eso nos costó la derrota, vi desorden y nos costó el gol. Estábamos llevando bien el trámite. Ante Chile los superamos en el segundo tiempo”. Pide permiso para pedir algo y prosigue

“Yo creo que debe haber un ajuste en la Conmebol, con respecto a las sanciones. No estoy de acuerdo en la sanción a Scaloni. No lo pueden culpar porque Argentina demoró 20 minutos en salir en el segundo tiempo. Creerán que uno les dice a los jugadores en el camarín, hay que demorar para salir. Acá los estadios son tan grandes, que de la cancha al camarín hay como un kilómetro de caminata. No me parece correcto las sanciones de la Conmebol y creo que a Gareca, también lo sancionaron por eso”

Sigue respondiendo preguntas. “Antes las críticas lo hacían solo los periodistas, ahora también se opina por las redes sociales. Insultan, vituperan, agreden. Es una cosa de locos. Es muy difícil tener frialdad para soportar eso. El hincha está contaminado por gente que solo tira basura no sé por qué intereses. Pero al margen de ello, yo los quiero a los hinchas. Me late el corazón cuando los veo y el cariño que nos demuestran. Cómo no esforzarse por darles una alegría”

¿Cómo asumirá regresar a Perú, el domingo?, le meten el estiletazo. “No volveremos el domingo. Al final analizaremos y dependerá de cómo jugamos, pero me interesa la forma más que el fondo. Y ser equilibrados para reconocer si jugamos bien o mal. Pero el objetivo empieza en setiembre, en las eliminatorias. Lo único que sé es que hemos crecido bastante en los últimos meses. Revisen las estadísticas, no lo digo yo. Veo una evolución que me deja tranquilo”

Le quiero hacer una pregunta, pero me contengo. No quiero tumbar la fiesta. Quizá no es el momento. Y que le iba a preguntar, dirá usted. Me dejó la duda al decir: No volvemos el domingo a Lima, que se contradice con que el objetivo empieza en setiembre. Hoy tenemos que esperar un milagro. Las estadísticas están en nuestra contra. Pero me abrazo a la ilusión de la gitanería peruana, de quizás hacer el mejor partido de los últimos meses. Y nada menos ante el Campeón del Mundo.